h1

Escuchad

febrero 14, 2007

Gentiles hombres…nobles damas…y las menos nobles y los menos gentiles, atended mi propuesta, recitada en prosa vulgar, de llanas palabras; culta, de enrevesados vocablos, o verso rimado con un viento placido, de sinuosas metáforas de cánticos alados.
Escuchad o pueblo de denegada altura y vacío buche, bajos hombres de poder enloquecido, contenidas mujeres de deseos ardientes que poder vivir…escuchad y echad tierra sobre lo aprendido, mas no aprendáis lo que de mi gaznate escapa como verdad, solo de duda os quiero llenar, la de vuestros pensamientos y la de los que de mi debéis escuchar. Pensad o mágicos hombres y mujeres de la humanidad, ser libres de enseñanzas que no saben de amar, de vanidades en riquezas que quedan cuando de vida marcháis, patrañas de mil engaños recitados por recitar, vacuos sueños de tierras que conquistar, de vidas que arrancar, ya con espada sea o con palabra no más. Dejad que Sol os ilumine un nuevo día con miedos alejados, de pasos con barro de hiel que borrar, yaciendo entre nuevas hierbas con rocío acariciadas. Sin más dejad que vuestro cuerpo se meza por un guiño, que no hablen pensamientos gravados que ocultan a Verdad y Sueño, que mueren al compás de cada presente.
Mirar ojos ajenos que en color y forma solo difieren, de belleza se llenan si el odio no los atrapa, mas aun en la tristeza encierran encantamiento que compartir; Contemplad el alma que en ellos navega, reflejo del mundo que comprende la vuestra y marchad con cánticos de sonrisas y alegrías, con tambores de guerras sin muerte, paces sin treguas, de balas de trigo y centeno, de corazones bombeando, en abrazos acercados. Romped los invisibles ropajes que vuestra piel ocultan, que de aire nocivo se van llenando los vivos colores de vuestros sueños, empujando contra telas que no ceden salida.
Y sabed, o sabed, pueblo de nobles gentes, poderosos guerreros de espada y bandera que sueños rompéis, plañideras de jóvenes, grandes y pequeños señores de mando conseguido o añorado, vieja mujer de duras manos por tierra y llanto agrietadas, hombre de galones que palabras obligáis, chiquilla de inocentes sueños que navegas entre nubes escapando de tormenta, todos y todas escuchad…shhhh!…no habléis, en silencio….escucharos, no más.

null

Anuncios

2 comentarios

  1. Gran texto Spranza, lástima que la capacidad de escuchar este tan limitada en la acutalidad.
    con que programa consigues esos efectos en las fotos?


  2. Graciñas….me alegro de que te gustara…yo también digo lastima, con los maravillosos dones que nos dio la naturaleza para hacerlo…xD.
    Los retoques de fotos los hago con dos programas…uno es el Corel, aunque es el que menos utilizo y otro el Photochof de toda la vida (últimas versiónes de ambos), mira que empezar a descubrir sus grandes virtudes hace poco….xD. Te lo recomiendo.



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: